Horario de atención

De lunes a Viernes

De 08:00 a 15:00

 

 

881 155 155

belgica en autocaravana

Bélgica en autocaravana

Viajar a Bélgica en autocaravana es de esos planes que no deberían faltar en tu agenda furgonetera. De hecho, el corazón de Europa es capaz de sorprenderte a muchos niveles. ¡Planifica a fondo tu escapada leyendo este post!

Encantadoras poblaciones medievales, parajes naturales llenos de magia, un auténtico paraíso del cicloturismo… Desde luego, Bélgica tiene todo lo que un amante del caravaning puede pedir. Por si fuera poco, se trata de un destino caravan friendly, así que no tendrás problemas para aparcar y pernoctar durante tu viaje.

Bélgica en autocaravana: Sus ciudades indispensables

Nuestra ruta por Bélgica en autocaravana incluye un poco de todo: destinos norteños y sureños, costeros y de interior, flamencos y valones… ¡Hay tanto para elegir cuando viajas a este pequeño gran país! Recuerda que, aunque existe gran libertad para pernoctar en la furgo, incluimos sugerencias de pernocta entre corchetes.

Brujas

Comenzamos nuestra visita a Bélgica en autocaravana por la ciudad de Brujas, donde podrás descubrir un auténtico entorno veneciano debido a sus edificios medievales y a sus numerosos canales navegables. Es más, su casco histórico es un magnífico ejemplo del estilo neogótico, habiendo sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 2000.

Además de su famoso campanario, Brujas está llena de rincones que parecen sacados de un cuento de hadas (como el parque Kruisvest y el Minnewater). Asimismo, Los más gourmets tienen una cita imperdible con dos museos dedicados a las viandas belgas por excelencia: las Patatas Fritas y el Chocolate 🍫. [Camping Memling].

Gante

Gante es una vibrante ciudad universitaria que te cautivará con su rico patrimonio arquitectónico, ejemplificado por joyas como el Castillo de los Condes de Flandes y la Iglesia de San Nicolás. Otro tanto cabe decir de la Catedral de Saint-Bavon y la torre del campanario.

Francamente, no podríamos entender la relevancia de esta ciudad belga sin sus muelles y mercados. En este punto, merece muchísimo la pena visitar los embarcaderos de Graslei y Korenlei. ¡Y ni se te ocurra irte de Gante sin recorrer el rastro o el mercadillo de las flores!

¿Por qué no aprovechas tu visita a Gante para darte un merecidísimo homenaje gastronómico? En él, no deberían faltar los espárragos a la flamenca (uno de sus platos más emblemáticos), el waterzooi y el jamón Ganda. [Camping Speeltuin Blaarmeersen].

Amberes

La siguiente parada de nuestra ruta por Bélgica en autocaravana será Amberes: la capital de los diamantes. Te recomendamos hacer una visita guiada en bicicleta por su casco viejo con el fin de descubrir sus numerosas joyas arquitectónicas. Algunas de ellas son la Catedral de Nuestra Señora, la casa natal de Rubens o la Estación Central. Mención especial merece el Castillo Steen: su edificación más vetusta.

Los museos juegan un papel muy importante en la animada vida cultural de Amberes. Así pues, tu recorrido debería incluir sendas visitas al museo Aan De Stroom y, sobre todo, el Plantin-Moretus. ¿Sabías que es el único museo del mundo calificado como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO? [Camperpark Vogelzang].

belgica en autocaravana

Bruselas: Visitamos la capital de Bélgica en autocaravana

En Bruselas encontrarás dos de los símbolos más distintivos de todo el país: el Manneken-Pis y el Atomium (vestigio de la Expo de 1958). Por supuesto, más allá de estos iconos, la “capital de Europa” te deleitará con la belleza del Palacio de Justicia o de la Catedral de San Miguel y Santa Gúdula. Igualmente representativos del señorío que irradia esta ciudad son el Palacio Real y la Grand Place.

A poco más de media hora de la capital belga se encuentra el bosque de Hal: un idílico paraje natural de 550 hectáreas. Si bien posee una gran belleza en cualquier época del año, es a mediados de abril cuando vive su máximo esplendor debido a la espectacular floración de los jacintos salvajes.

Tu paso por la capital de Bélgica en autocaravana te da la excusa perfecta para degustar algunos de sus platos más típicos. Tal es el caso de los mejillones con patatas fritas, las Carbonnades flamandes… y la mejor cerveza de todo el país. [Camp in Brussels].

Namur

El penúltimo destino de nuestro tour por Bélgica en autocaravana será Namurla capital valona. Esta singular urbe, enclavada donde confluyen los ríos Sambre y Mosa (cuyo valle es ideal para practicar actividades náuticas), te enamorará desde el minuto uno. ¡Palabra!

Lo primero que deberías ver cuando viajas a Namur es su Ciudadela: un hervidero lleno de comercios artesanales y cafeterías; dicho enclave destaca por su red de túneles subterráneos (apodada por Napoleón como el “termitero de Europa”). Por su parte, los entusiastas de la arquitectura religiosa sabrán apreciar el estilo barroco de la Iglesia de San Lupo y de la Catedral de San Albano.

¿Te apetece hacer un poco de enoturismo? En ese caso las bodegas de Grafé Lecocq & Fils son justo lo que necesitas. Es más, en sus instalaciones se maduran vinos procedentes de toda Francia. [Camping Les Trieux].

Lieja

Lieja pone el punto final a nuestro viaje… y lo hace por todo lo alto. No en vano, la dilatada historia de esta ciudad ha dejado tras de sí un vasto legado cultural que maravilla incluso a los viajeros más experimentados. Así lo evidencian el Archéoforum, la Catedral de Saint-Lambert o el Palais des Princes-évêques. No menos recomendables resultan sus numerosos museos (como el Grand Curtius o La Boverie).

Famosa por su gastronomía, Lieja es capaz de seducir a los paladares más golosos con siropes, crepes y, sobre todo, gofres. Así que ya sabes qué pedir si quieres darte un dulce capricho 🧇.

Coteaux de la Citadelle es, sin lugar a dudas, el pulmón verde de esta ciudad belga. Este enorme paraje satisfará por igual a los amantes de la naturaleza y de la cultura, ya que, además de una frondosa vegetación, alberga más de medio centenar de monumentos. [Parking Nodimages].

Esperamos haberte inspirado con nuestros consejos para ir a Bélgica en autocaravana. Ahora ya solo te queda garantizar la tranquilidad de tu aventura furgonetera contratando ahora tu seguro de caravaning con nosotros. ¡Así da gusto viajar!

¡No te pierdas más artículos como este y síguenos a través de nuestras redes sociales!